almíbar·Magic dough·sorteo·sorteo la yayuela agujas·sorteo yayuela agujas

No hay que rendirse

Buen domingo a todo el mundo!!!

Por fin domingo que nos da un respiro!! un domingo en que el sol no nos quema, en el que el calor nos da un respiro y con el vienen las ganas de hacer mil y una cosas.
Se que mucho no opinaréis lo mismo, pero a mi parecer, ya hacía falta un descanso en esos días de muerte al sol.

Bueno, como habéis visto, el titulo dice claramente lo que nunca hay que hacer en la vida: No hay que rendirse.
Aunque no os lo creáis, a mi me cuesta no hacerlo, pero como hay tantísimas cosas en la vida que no me salen bien (siempre ando intentado cosas nuevas y cosas que no he hecho nunca). Que para no variar, este fin de semana la cosa se ha vuelto a repetir.

Veréis el otro día hablando con una amiga de la adolescencia, salió el tema manualidades y esas cosas. Hablando que si de esto, que si de lo otro, salió el tema arcillas poliméricas y tras ellas un nuevo material similar que se seca al aire.
Bueno pues bien, tras oir lo de las arcillas poliméricas y que menganita hacía trabajos con ellas en mi cabeza se encendió la chispa de… Eso tengo que probarlo!!! Y al día siguiente corrí a la tienda a comprar material. Cual fué mi sorpresa al encontrarme allí con muchísimas cosas diferentes y entre ellas uno nuevo que se secaba al aire. Me compré ese.

Pues bien, ayer por la tarde contentísima de mi nueva adquisición y sin poder esperar a usarla me puse manos a la obra. Todo bien, muy contenta hasta las horas de haber acabado mis obras…
El material está genial para trabajar con niños, pero el problema es que una vez “seco” no queda para nada duro, es más bien una esponja…

Primer fallo.

La segunda historieta es de cocina… otro gran pasatiempo para mi.

Llevo varios meses con el tema de hacer melocotón en almíbar. Cosa que os quería enseñar (y que haré).

Pues bien, anoche mientras en mi casa se veía Ice Age, yo me dedicaba a pelar kilo y medio de melocotones, a cocer agua con azúcar, a esterilizar botes, etc.
Una vez todo hecho me puse con la cena, ver otra película y a dormir. Hoy que si ir aquí a comer, que si levantarte tarde y mil cosas más, ha hecho que se me olvidase por completo los melocotones y hace una hora escasa cuando he ido a hacer el vacío para guardar… Todo se había echado a perder por culpa del calor… Totalmente fermentados.

Así que el segundo fallo me ha costado Kilo y medio de melocotones.

Pero bueno, como de todo se aprende, mañana voy a comprar más melocotones y más arcilla polimérica y repetiremos de nuevo. Porque como he dicho, no hay que rendirse.

Y ya que estoy os traigo un sorteo muy especial, el cual llevamos a cabo desde la Yayuela Agujas. Tienda de complementos artesanos que llevamos mi madre y yo.

Animaos que es muy sencillo participar!!

Anuncios

Un comentario sobre “No hay que rendirse

  1. Cómo bien dice tú entrada “No hay que rendirse” así que ánimo con todos tus nuevos proyectos 😉 y ya nos enseñaras los nuevos resultados, qué seguro que salen genial. Ptns.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s